EL DERECHO A RECIBIR ENSEÑANZA RELIGIOSA ESCOLAR CONFESIONAL 2017-11-21T15:58:38+00:00

Project Description

Prejuicios

  • La religión ha de estar fuera de las aulas.

  • La asignatura de religión (ERE) supone adoctrinamiento.

  • La separación entre Iglesia y Estado exige la exclusión de toda presencia de aquélla en el ámbito de la educación.

Objetivos

  • La educación ha de abarcar el conjunto del ser humano: alma y cuerpo.

  • La adaptación de los programas educativos a la confesión católica no es una intromisión de la Iglesia ni una ruptura de la separación Iglesia-Estado; es un derecho de los padres que debe ser garantizado: neutralidad no es indiferencia.

  • La civilización occidental es deudora de la religión católica y el estudio de los valores culturales de la religión a través de ERE resulta imprescindible para entenderla.

  • La fe es, en si misma, un saber (fuente de conocimiento) que debe ser incorporado al conjunto de los demás saberes.

  • La educación católica busca la madurez de la persona, pero también la apertura de quien opta por ella al misterio de la salvación. Además, capacita para la vida en

    comunidad y el ejercicio de la responsabilidad como ciudadanos y es expresión de la misión educadora de la Iglesia

Preguntas y respuestas

¿Porqué hay enseñanza de la religión católica en la escuela, si ya hay catequesis en las parroquias? 2017-11-06T23:13:51+00:00

Porque es una enseñanza necesaria para que el alumno adquiera una formación plena e integral, que es lo que pretende la escuela. Para que el alumno alcance esta formación plena debe desarrollar todas sus capacidades y entre ellas está la dimensión religiosa y moral que le aporta el sentido a su vida, las respuestas a sus grandes preguntas, así como orientación, ejemplo y palabra del mismo Dios sobre su crecimiento en el bien y la verdad. Todo con el nivel científico o teológico propio de la formación escolar, distinto que el de la catequesis. La formación religiosa y moral, como la artística, Ética, ling¸Ística, etc., contribuye al crecimiento y maduración de la personalidad de los alumnos. Esta formación, por tratar de cuestiones que atañen a la conciencia del individuo, es una opción libre que los padres toman por sus hijos. Esta libertad de elección responde al derecho que tienen los padres a que sus hijos reciban la formación religiosa y moral que esté de acuerdo con sus convicciones, derecho refrendado por la Constitución española, art. 27.3.